Luna de sangre, Mediterránea, Dorothy Gray

bell@espíritu

Los ciudadanos de varias ciudades del mundo alteraron sus rutinas sin distinción de razas ni religiones, porque el pasado 27 de julio un fenómeno astronómico singular se produjo como consecuencia del eclipse lunar más largo del año: el satélite de la Tierra se tornó rojizo, dando lugar a la denominada luna de sangre.

Cuando la luna se encuentra en su fase plena y se desplaza por la sombra de la Tierra donde reinan la oscuridad o penumbra, y el azul y verde de nuestro planeta se ven relegados por el resplandor rojizo producido por el sol, circunstancia que no resulta frecuente porque la órbita satelital se encuentra inclinada, se produce un eclipse lunar que da lugar a la luna de sangre. A diferencia de lo que sucede con los eclipses solares que sólo son visibles desde algunos lugares de nuestro planeta, en el caso del eclipse de luna…

View original post 1,002 more words